General, Hardware, Informática

Servidor casero Zion v1

A continuación os voy a explicar este pequeño proyecto de servidor. ¿La razón? Para poder centralizar parte de la información y procesamiento. Además de tener cierto margen para experimentar con servidores y servicios orientadas a esa gran maraña que es Internet.

Buscando piezas de servidor como tal, voy a utilizar a ser un Pentium III pero en placa de servidor, bueno, dos procesadores Pentium III funcionando en paralelo dandonos un margen muy grande, y la idea es que a pesar, de ser Pentium III, alcance hasta los 4GB de RAM (cuantos Pentium III habremos conocido con unos simples 128MB de RAM…).

A continuación os explico esta experiencia

Comenzamos montando el servidor con una placa base procedente de un Fujitsu-Siemens Primergy B210 que viene a equivaler a una ASUS CUR-DLS con posibilidad de ponerle 2 procesadores Pentium III hasta 1GHz, controladora SCSI Ultra160/2, red integrada, gráfica integrada, y la posibilidad de tener hasta 4GB de RAM en 4 módulos DIMM PC133 ECC (lo de ECC es una puñeta porque hay que pedir memoria especifica ya que la típica NO ECC no sirve).

Placa base Asus CUR-DLS

Placa base Asus CUR-DLS

La memoria RAM en un principio adquirida: 640 MB ECC para esta placa desde EEUU (comprado por Ebay tambien).

Antes del montaje final todo se probó bien en una caja vieja ATX.

El montaje

Primeramente me hice con una caja Antec no muy cara.

Caja de servidor

con sus respectivos anclajes para dispositivos externos de 5,25″, su tornilleria, etc.

Accesorios de caja de servidor Antec

Luego hubo que hacer los huecos de los conectores de la placa base en la plaquita trasera de los conectores, y tratar de solucionar lo mas complicado: el conector VGA, ya que, por su posición en la placa base, hay que sacarlo a través del hueco de los conectores de audio, para ello hay que retirar (forzando unos remaches) una chapita que lleva por detrás de la plaquita de conectores de la caja.

Quedando todo listo:

Parte trasera de caja de servidor

Ahora se retira todas las “jaulas”: las bahías internas de 3,5″ y las externas de 3,5″ para facilitar la instalación y se coloca la placa base y se atornilla:

Caja de servidor

 

Caja de servidor con la placa base ASUS CUR-DLS y los dos procesadores Pentium III montados

Según el manual de la ASUS CUR-DLS, conectamos los conectores de RESET, POWER y los LEDs. El altavoz interno no lo ponemos, puesto que a pesar de poderse, la propia placa base ya dispone de uno integrado.

Manual de placa base ASUS CUR-DLS con la asociación de cables y pines

 

Conexión de cables de leds y pulsadores del chasis

 

El montaje hasta este punto queda así:

RAM montada

Ahora llega el momento de colocar la fuente de alimentación, no es gran cosa, es bastante económica (la economía no está para dar saltos), es de teóricamente 500w…:

Fuente de alimentación

 

Fuente de alimentación conectada y montada con la placa base de servidor

 

Se coloca en las bahías internas de 3,5″ uno de los discos duros, un Seagate Barracuda de 7200rpm de 40GB IDE, se instala la disquetera y el lector de CD-ROM conectando los respectivos IDE´s y cables de alimentación, quedando así:

Cables IDE

Aprovechamos para hacer uso de unas bridas para sujetar algunos de los cables

Casi todo ya conectado

Ponemos 2 tarjetas de red Realtek RTL8139 para pruebas con IPTABLES (con la integrada y estas 2 nuevas tarjetas); también se coloca un disco duro Maxtor de 200GB IDE (bueno Linux lo detecta bien, algun lío hay ya que el IDE de la placa solo soporta 28bits de direccionamiento  y teóricamente la barrera esta en 137GB). Todo ello queda así temporalmente:

Tarjetas de red y tarjeta USB 2.0

 

Discos duros IDE

 

Finalmente, el montaje inicial y definitivo del servidor queda así:

Montaje finalizado, parte frontal

 

Montaje finalizado, parte trasera

Todo listo encedemos y funciona:

Arranque de servidor (BIOS)

Arranque de servidor (BIOS)

 

Si quieres saber mas como continua esto puedes seguir con como me pelee con el almacenamiento del servidor aquí.

 

También podría gustarte

Deja una respuesta